Turismo en Jerusalen: lo que necesitas saber

Cualquiera que conozca a alguien que haya hecho turismo en Jerusalén habrá oído historias suficientes como para saber que la capital de Israel no es una ciudad más.

Jerusalén rezuma historia. Una ciudad de leyenda que sigue estando muy viva y tiene mucho que ofrecer a aquellos que tienen la fortuna de poder visitarla durante unos cuantos días. Para todos aquellos que van a vivir por primera vez la experiencia  de hacer turismo en Jerusalén, aquí reflejamos algunas de las cosas que conviene saber.

¿Hacer turismo en Jerusalén es caro?

Jerusalén no es una ciudad barata. Los hoteles, salvo que haya alguna oferta, suelen ser de precio medio alto, y comer en un buen restaurante también. De todos modos hay opciones más económicas y si el viajero no es muy exigente siempre puede dormir en algún hostal o disfrutar las exquisiteces de algún puesto callejero como modo de no gastar demasiado.

¿Hay vida nocturna en Jerusalén?

Pese a que pueda parecer lo contrario, Jerusalén tiene una animada vida nocturna. Si bien las zonas turísticas de la Ciudad Vieja quedan desiertas al caer el sol, es entonces cuando cobran ambiente Jaffa Street, Zion Square o Ben Yehuda, sobre todo en la noche de los jueves. 

¿Cierra todo en Sabbat?

Para los judíos el Sabbat es su día sagrado y son bastantes estrictos a la hora de respetarlo, por lo que Jerusalén suele mostrar un aspecto algo más alicaído esos días. Pero eso no quiere decir que no haya cosas que hacer. El Sabbat es el día perfecto para descubrir las zonas no judías de Jerusalén, coger un taxi e ir hasta Tel Aviv, contratar alguna excursión al Mar Muerto o Masada o incluso aprovechar para hacer una visita a los territorios ocupados de Palestina.  

¿Cuánto tiempo es necesario para conocer la ciudad?

Jerusalén es una ciudad con suficiente encantos cómo para mantener el interés un largo periodo y aun así tener la sensación de que se siguen descubriendo nuevos lugares. Si se dispone de poco tiempo, una buena opción es contratar un paquete turístico con una empresa de confianza como United Tours, de forma que en dos o tres días es posible visitar los principales monumentos de la ciudad disfrutando de las explicaciones de un experto guía.

Hacer turismo en Jerusalén es una experiencia que conviene degustar con calma. Todo viajero debería poder recorrer sus calles con el mapa bien guardado en la mochila, dejándose llevar por el encanto de una ciudad tan especial. Caminar sin rumbo, prestar atención a sus gentes, sentarse en una cafetería….